Un peinado desordenado, estilo despreocupado, acento francés y ojos rojos vivos que parecen quemarse de pasión. Sin duda Gambito es el mutante más encantador que ha pasado por los X-Men. Conoce un poco más sobre este héroe de boca seductora.

El Gremio de los Ladrones

Gambito es un mutante que desde su nacimiento tiene ojos negros con el iris rojo. Por esta razón fue abandonado por sus padres en el hospital. Sin embargo, fue secuestrado por el Gremio de los Ladrones de New Orleans, que le dio abrigo y lo crió como uno de sus miembros. Eventualmente conquistó el afecto del patriarca del grupo, que lo adoptó como su propio hijo y le dio su apellido, para ese entonces comenzó a llamarse Remy LeBeau.

Remy no fue secuestrado porque el Gremio de los Ladrones tenía por misión solamente robar carteras y acoger a niños indeseados, sino que el grupo creía que Remy era el niño anunciado en una profecía. Donde se menciona que Remy es el Demonio Blanco, la persona que conseguiría unir al Gremio de Ladrones con sus rivales, el Gremio de los Asesinos.

La profecía parecía que era verdadera, ya que cierto día, Remy salvó a una chica de ser asesinada. Descubriendo que la chica era Bella Bordeaux, la nieta del líder del Gremio de los Asesinos. Esto trajo una tregua entre las dos organizaciones criminales rivales. Remy y Bella se volvieron amigos y, cuando crecieron, fue arreglado un matrimonio entre los dos.

Todo indicaba que este casamiento sería el fin de la guerra entre las bandas, pero una persona no estaba feliz con este hecho. Julien, hermano de Bella, y el que por las leyes de los Gremios, desafío a gambito a un combate, en un intento de impedir el matrimonio y unión de los gremios. Durante el combate, Remy tenía la ventaja, pero sin querer despierta sus poderes mutantes y mata a Julien.

Como el combate no era a muerte, y mucho menos se tenía previsto el uso de poderes, Gambito fue declarado como un tramposo. Con la intención de mantener el pacto de no agresión entre los dos Gremios, Remy fue expulsado de la organización. A partir de este momento, empezó a vagar por el mundo, actuando como un maestro ladrón.

Un Pacto Siniestro

En los años siguientes, comenzó a sentir que sus poderes estaban creciendo muy rápido, al punto que no conseguía controlarlos más. Esto lo llevo a encontrarse con el villano, el Señor Siniestro, quien podría ayudarlo. Siniestro le dijo que podía hacer una cirugía donde retiraría una pequeña porción del cerebro de Remy, reduciendo la porción de sus poderes a un nivel controlable. A cambio, quería que Gambito le hiciera un favor.

Gambito acepto este acuerdo. Siniestro retiró una parte de su cerebro que no le haría fala y seguidamente estaba con total control de sus poderes. Para pagar la deuda, Gambito fue el encargado de reunir un grupo de mercenarios, Los Merodeadores, y llevarlos por los túneles a las alcantarillas de los Morlocks.

Los Merodeadores habían recibido órdenes de Siniestro para amatar a todos los Molocks. Este hecho se conoce como la Masacre Mutante. Gambito intentó impedir al grupo de llevar a cabo sus planes, pero fue herido por Dientes de Sable, uno de sus integrantes. Por fin, fou incapaz de impedir la tragedia y consiguió salvar solamente a un niña, que años más tarde se convertiría en Medula, una heroína.

X-Men

En sus andanzas por el mundo, una vez se encontró con Tormenta, que había sido transformada en una niña sin recuerdos y que vivía de robos para sobrevivir. Gambito se unió a la chica para derrotar al Rey de La Sombras que estaba detrás de ella. Cuando Tormenta fue encontrada por el Profesor Xavier, quien la hizo regresar a su normalidad, Gambito recibió la propuesta de unirse a los X-Men.

Al lado de los X-Men, Gambito luchó con varios enemigos y pudo redimirse de su pasado. Fue durante su tiempo en el equipo que conoció a Vampira, de quien se enamoró. El sentimiento era mutuo, pero por causa de los poderes de la mutante, ambos estaban condenados a no tocarse nunca.

Infelizmente, sus momentos en el grupo no durarían por siempre. Cuando su pasado de la Masacre Mutante fue conocida por sus compañeros, Gambito fue rechazado y expulsado del grupo.

Caballero del Apocalipsis

Después de su salida de los X-Men se convirtió en el líder del Gremio de los Ladrones y se unió con el Gremio de Los Asesinos, derrotó una versión muy poderosa de sí mismo que había venido de otra realidad e incluso llegó a perder sus poderes por cierto tiempo. Uno de los momentos que más marcó su vida fue el regreso de Apocalipsis.

Se hizo voluntario como capellán de Apocalipsis, pero esto lo hizo con el objetivo de conocer informaciones y observar más de cerca a Apocalipsis. Se sometió sin ningún tipo de sedante a su transformación como Caballero del Apocalipsis, a pesar de eso, no logró mantener su conciencia y su personalidad fue tomada por el villano.

Gambito se convirtió en Caballero de Muerte. Sus poderes fueron alterados tornándose más letales en contacto con materia orgánica viva, además de recibir un nuevo poder, la habilidad de envenenar el aire que lo rodeaba. El Señor Siniestro curaría esta condición e hizo que Gambito volviera a tener contacto con Los Merodeadores.

No fue villano por mucho tiempo. Volvió a los X-Men después de esto y también fue un integrante de X-Factor, un grupo de héroes particular de las Industrias Serval.

[zombify_post]